martes, 21 de enero de 2014

Caza anual de delfines en la cueva de Taiji

El 18 de enero,como por desgracia todos los años, en la bahía japonesa de Taiji (japón) se celebro la masacre de delfines nariz de botella.

La caza anual de delfines en la cueva de Taiji pone de relieve la brecha entre los conservacionistas de todo el mundo que lo ven como una masacre sangrienta y los japoneses que la defienden como una costumbre local.
Se acorralan a varias manadas de delfines y tras un par de días cuando ya están agotados y en medio del pánico,son asesinados cruelmente.

Las autoridades japonesas defiendenden esta practica y ven injustificadas las criticas que vierten desde todo el mundo.

Los delfines se cazan con dos objetivos: fines comerciales y venta de ejemplares a zoológicos. Pero lamentablemente, el número de delfines que son capturados vivos es insignificante en comparación de los que son asesinados. Para que nos podamos hacer una idea del gran negocio que mueve la caza de delfines, comentaremos que los afortunados animales que sobreviven son vendidos por aproximadamente 115.000 euros a acuarios y zoológicos, mientras que los que son tiene peor suerte y son aniquilados se comercializan en los supermercados japoneses a 16 dólares el kilo.
 
La alarma sobre esta práctica saltó en 2012 cuando se publicó el documental ‘The Cove‘, que mostraba gracias a una trabajada investigación las escalofriantes imágenes de pescadores japoneses matando a delfines. Las aguas rojas de la bahía de Taiji causaron gran conmoción en el mundo entero y diferentes organizaciones pusieron en marcha proyectos y actos de repulsa contra esta tradición que no sólo se realiza en Japón, ya que en las Islas Feroe de Dinámica cada primavera  2.000 y 3.000 indefensos calderones mueren en lo que algunos denominan la ceremonia tradicional que convierte a los adolescentes en adultos.
Rituales y tradiciones aparte, parece que la sociedad japonesa está tomando conciencia sobre la problemática y durante los últimos cinco años se ha registrado un descenso del número de delfines asesinados en Taiji, lo que ha ido acompañado de la reducción del consumo de carne de delfín.

Debido a las presiones exteriores,este año se ha podido reducir la masacre a 250 delfines,pero al acorralar la las manadas de delfines,ahí muchas crías que dependen de la madre para salir adelante y se quedan huerfanas y mas pronto o mas tarde morirán.

Gracias a muchos grupos ecologistas y que cada vez mas celebridades se oponen a estas matanzas,una gran parte de la sociedad japonesa se ha puesto en contra de esta practica,y cada vez se reducen las capturas.
A estas horas de la publicación de este post se esta produciendo la barbarie



Os dejo el vídeo que dio a conocer  a todo el mundo esta barbarie

THE COVE-Documental completo


3 comentarios: