largo movil

sábado, 7 de junio de 2014

Salvadas de la extinción

Hay cuatro especies que gracias a los proyectos de recuperación y al trabajo desinteresado de las Ong`s de protección de la naturaleza se han salvado de la extinción.De esta manera, el quebrantahuesos, el lince ibérico, pequeños peces como el fartet y el samaruc, y desconocidos anfibios como el ferreret se han salvado de engrosar las filas de las especies en extinción. Exactamente lo mismo que las cuatro especies.

El águila imperial
A finales de los años 80, la población de águila imperial no llegaba a las 100 parejas,esta situación a cambiado mucho, en 2013 el censo de Magrama  llego a  407 parejas en la península Ibérica: 396 en España y 11 en Portugal. Las cifras son manifiestamente más positivas.Un elemento que ha tenido mucho que ver, es la molificación del tendido eléctrico en zonas donde habita esta rapaz.
Oso pardo Ibérico
 De seis osas con crías en 1989 a 33 en 2012. Las cifras se refieren a la población de oso pardo en la cordillera Cantábrica,La Fundación Oso Pardo (FOP) recuerda que la población cantábrica se divide en dos subpoblaciones separadas geográficamente, con características genéticas diferenciadas y con un incipiente y reducido intercambio demográfico y genético entre ambas. La occidental se extiende desde los Ancares lucenses y leoneses hasta la zona central de la cordillera entre León y Asturias y cuenta con 180 osos. Sin embargo, la subpoblación oriental, entre la Montaña Palentina y la oriental leonesa, no sobrepasa los 30 ejemplares.La población pirenaica, es la que no se recupera, actualmente ya no hay osos autóctonos, ya que los que deambulan por los pirineos son osos Eslovacos reintroducios.
Nutria.
Mucho a cambiado la situación de la nutria desde los años 80 hasta nuestros días, la recuperación de la calidad de las aguas y la protección d muchos tramos de algunos ríos, sus poblaciones han aumentado considerablemente.
Malvasia cabeciblanca 
La contaminación, la caza, y la hibridacion con la malvasia jamaicana, casi logran su extinción.

 En 1977 contaba con solo 22 ejemplares aislados en la laguna de Zoñar, situada al sur de Córdoba. Hay que citar aquí a uno de esos grupos ecologistas que según Doa­drio se convirtieron en motores de la salvación de muchas especies. Amigos de la Malvasía llegó a comprar una laguna cercana, la de Rincón, para su protección, y comenzó así una histórica recuperación.

Enlaces relacionados  la-emperatriz-de-nuestros-cielos-

 oxigeno-para-el-águila-imperial.

2 comentarios:

loading...