largo movil

miércoles, 21 de septiembre de 2016

Los anillos de hadas

Miles de extrañas formas circulares conocidas como ANILLOS DE HADAS salpican los desiertos del sur de África. Durante siglos, la tradición y la mitología han ofrecido explicaciones sobrenaturales a estos sorprendentes anillos  de hierba. Sin embargo, investigaciones recientes atribuyen su origen a causas mucho más terrenales y naturales.

Los anillos de hadas


El ecólogo alemán Norbert Jürgens, de la Universidad de Hamburgo, descubrió que la Psammotermes aliocerus, una termita que vive en la arena, estaba debajo de la mayoría de los 2.000 círculos que investigó. «Las termitas dañan las raíces de las hierbas que germinan en el calvero», asegura. Este ecosistema modelado por las termitas tiene sus ventajas. La ausencia de vegetación encima del termitero se traduce en el hecho de que el suelo retiene más agua para consumo de los insectos. El anillo se forma cuando la hierba circundante utiliza la nueva reserva de agua y crece más, hasta alcanzar un metro de altura, La combinación de tierra húmeda y hierba resistente puede atraer nuevas especies a una zona yerma: hormigas, abejas e incluso algún mamífero.

Formación de los ANILLOS DE HADAS:

Los anillos de hadas

1 Las intensas lluvias que caen entre los meses de enero y marzo, propician el rápido crecimiento de pequeños retazos de hierba en parajes desérticos.

2 Las termitas se comen todas las raíces de hierba que encuentran sobre el termitero, lo que deja un círculo pelado. Al no haber vegetación. La lluvia se acumula en la tierra porosa.

3 Gracias a dicho aporte extra de agua, la hierba circundante crece más. Las termitas se comen las raíces más profundas con moderación para no agotar esta fuente de alimento.





Como vemos, no hay nada ni sobrenatural ni hecho por la mano de otros seres ni menos de un ser divino, la ciencia tiene explicación para todo.

Así es el proceso de formación de los  llamados anillos de hadas.

1 comentario:

  1. precioso efecto, y no lo conocía.
    La naturaleza siempre sorprende, y ese es uno de sus mayores encantos.
    Gracias por compartir estas curiosidades.

    ResponderEliminar